Salmos
Capítulo 124-126
 

Capítulo 124

 
 
1A NO haber estado Jehová por nosotros, Diga ahora Israel;
2A no haber estado Jehová por nosotros, Cuando se levantaron contra nosotros los hombres,

3Vivos nos habrían entonces tragado, Cuando se encendió su furor en nosotros.

4Entonces nos habrían inundado las aguas; Sobre nuestra alma hubiera pasado el torrente:

5Hubieran entonces pasado sobre nuestra alma las aguas soberbias.

6Bendito Jehová, Que no nos dió por presa á sus dientes.

7Nuestra alma escapó cual ave del lazo de los cazadores: Quebróse el lazo, y escapamos nosotros.

8Nuestro socorro es en el nombre de Jehová, Que hizo el cielo y la tierra.

 
Capítulo 125
 
 
1LOS que confían en Jehová Son como el monte de Sión que no deslizará: estará para siempre.
2Como Jerusalem tiene montes alrededor de ella, Así Jehová alrededor de su pueblo Desde ahora y para siempre.

3Porque no reposará la vara de la impiedad sobre la suerte de los justos; Porque no extiendan los justos sus manos á la iniquidad.

4Haz bien, oh Jehová, á los buenos, Y á los que son rectos en sus corazones.

5Mas á los que se apartan tras sus perversidades, Jehová los llevará con los que obran iniquidad: Y paz sea sobre Israel.

 
Capítulo 126
 
 
1CUANDO Jehová hiciere tornar la cautividad de Sión, Seremos como los que sueñan.
2Entonces nuestra boca se henchirá de risa, Y nuestra lengua de alabanza; Entonces dirán entre las gentes: Grandes cosas ha hecho Jehová con éstos.

3Grandes cosas ha hecho Jehová con nosotros; Estaremos alegres.

4Haz volver nuestra cautividad oh Jehová, Como los arroyos en el austro.

5Los que sembraron con lágrimas, con regocijo segarán.

6Irá andando y llorando el que lleva la preciosa simiente; Mas volverá á venir con regocijo, trayendo sus gavillas.

 
 
Clic para regresar a Lectura de la Biblia en un año